¿Qué lavabo poner en el baño?

En nuestra casa pasamos mucho tiempo, y hay muchas estancias de ella que disfrutamos más que otras. Una de ellas es la que vamos a tratar hoy: los lavabos. ¡Cuánto sufre esta parte del mobiliario! Por el pasamos para lavarnos la cara, las manos, los dientes, eso como mínimo, y con ello llevamos mucha suciedad y productos químicos sobre el mismo. Por eso, un lavabo aunque parezca una parte del baño más, tenemos que estar muy bien aconsejados sobre qué lavabo poner para que sea duradero, muy sufrido y no tengamos que estar todo el tiempo pasando el paño porque parece que por ahí ha pasado una manada de elefantes todo sucios.

Lavabo sobremueble

Lavabo sobremueble

Sobre lavabos, se podría decir, que hay para todos los gustos. Nos podemos encontrar con la opción del lavabo con pedestal, es decir, esos que vemos toda la estructura del lavabo y van pegados al suelo. Dentro de la misma línea, nos encontramos los lavabos con semipedestal, que les diferencia del anterior en que no van pegados al suelo sino a la pared. Luego tenemos los lavabos pared que son aquellos que carecen de pie, mueble, encimera y sujeto a la pared. También tenemos los lavabos sobremueble que son los que están apoyados sobre un mueble. Y por último, los de encimera, que tenemos lo de bajo encimera o los de sobre encimera.

Lavabo sobre encimera

Lavabo sobre encimera

Los lavabos mural son los más utilizados por el tema del espacio y la estética. Pero como de estética no se vive, el sobremueble es el más práctico si contamos con un baño más pequeño. Por último, los lavabos con pedestal, es el ideal si buscamos un baño retro ya que son los que se utilizaban en los años 70.

Lavabo pared

Lavabo pared

 

Nos puedes seguir también en: facebook twitter o en www.intradomus.es